Avatar cnp_esp

Academia de Avila

Suena el despertador. ¿ Dónde Estoy?. Pienso mientras miro a mi alrededor sin conocer la habitación en la que me hallo. Casi de inmediato me doy cuenta de que un escalofrío me recorre el cuerpo antes incluso de que la respuesta acuda presta a mi cabeza. ¿Qué día va a ser? Es el día por el que has estado luchando para que llegara desde hace un año casi exactamente. Es el día por el que has renunciado a tantas cosas y por el que has hecho tantos sacrificios antes de que llegara el 15 de Julio...






¡Qué larga fue esa espera! Justo antes de introducir en el ordenador la última letra del último dato para saber si eres uno de los 4200 elegidos se te agolpan en la cabeza un pandemónium de datos, dudas, sentimientos e, incluso, inseguridades que no puedes evitar.



Aparece en la pantalla tu nota y un número... ¡¡¡¡He aprobado!!!!
Se te entremezclan una serie de sentimientos que son indescriptibles como la recompensa al duro trabajo realizado pero, sobre todo, la satisfacción de que una de las ilusiones de tu vida se está haciendo realidad, ser POLICÍA NACIONAL.

¿Dónde estoy? Pienso de nuevo. Este no es mi cuarto. Inmediatamente recuerdas y ya acabas por ubicarte por completo espacio-geográficamente. Estoy en Avila, en el hostal, llegué ayer para estar tranquilamente un día antes y conocer la ciudad. Miro la hora y quedan aún dos horas para que suenen los dos despertadores que preparé anoche por si acaso. No importa, yo me ducho ya.



Cuando te quieres dar cuenta ya has aparcado el coche dentro del Centro de Formación y estás al lado de tu coche aguardando que lleguen las 12 y recibas tus primeras instrucciones. En principio no conozco a nadie, pero hablo con un chaval valenciano y otro gallego que parecen estar en mi misma situación, ¿Yo soy de la "N" y vosotros? De la "M" dice uno, de la "V" dice el otro.



Llego a la explanada junto con los dos compañeros Policías Alumno y, al depositar los bultos en el suelo e intentar otear el Centro de Formación desde esa nueva perspectiva, noto como aire helado la ausencia de mi amigo Rubén, con el que tanto entrené, con el que tanto hablé de la entrevista y tanto merecía estar aquí, y de Mai-ka, y de... de todos los que por diversas causas no han entrado en la XXI, pero que de las 5500 plazas de la XII casi seguro que una de ellas es suya.



Los nombres empiezan a resonar por la megafonía y, de seguido, obtienen su respuesta en innumerables "¡Presente!", iguales en la literatura pero, tan distintos en los matices. Unos impacientes, otros enérgicos, casi inaudibles, prudentes, largos, nerviosos... pero todos tenían un común denominador: La Ilusión.
-"¡Fulano de tal, Pedro Antonio!"
- "¡Presente!"-digo, pretendiendo que suene firme-.



Una vez colocado en la fila vas mirando alrededor y reconoces a algún compañero "de fatigas" que tuviste en las pruebas físicas, le saludas alegrándote de verlos contigo en esta singladura y te das cuenta de que al estar justo a tu lado serán, muy posiblemente, tus compañeros de habitación. Esos con los que tanto tiempo vas a pasar. Un Inspector alumno te lleva a tu módulo y te indica el reparto de las habitaciones. No te habías equivocado, te toca con quien te imaginaste. Mientras subes se van haciendo las presentaciones: Pablo de Jerez, Manu de Orellana la Vieja (Badajoz), Sergio de Málaga... pues yo soy de Ciudad Real, chicos. ¿Es ésta? ¿Quién ha cogido las llaves para abrir?

Se abre la puerta ante ti y descubres tu habitación. ¿Cómo pueden caber tantas cosas en tan poco espacio? Da igual, ¿Sorteamos las camas? ¿Qué armario queréis?



Tras recoger la caja de la ropa de la uniformidad subes de nuevo a tu habitación con los compañeros a comprobar cómo han hecho mella esos meses de verano y lo difícil que es meterse en unos pantalones que son un par de tallas más pequeños de lo que ahora podrías vestir... ¡i¡ Y eso que saqué tripa mientras me medían!!!



Llega un momento imborrable, lo podemos titular: "Mi primera cola". Es la producida durante la espera a descubrir algo que se convertirá en el segundo tema de conversación (tras los exámenes, claro), la comida, con su multitud de opiniones tanto a favor como en contra.

Tras la comida, hablas con tu casa, con tu novia, con un amigo y vas contando cómo está yendo el día, cómo son los compañeros, tus primeras impresiones; es el primer momento que tienes para reflexionar un poco sobre lo que estás viviendo.



Echas un vistazo al reloj y te das cuenta que como te descuides llegas tarde al auditorio a la presentación con el Sr. Aguado. Una vez allí, mientras aún estás admirando lo grande que es desde el escenario resuena un grito que, en adelante, te será muy familiar: "¡En pie! " Mientras te levantas miras inquisitivamente a los compañeros de ambos lados y te preguntas en silencio:" ¿Y esto?" "¿Qué es esto de en pie?" En breves momentos te enteras perfectamente de lo que es y de otras varias decenas de cosas que ha




On June 16 2008 34 Views



Avatar mooquitoo

Mooquitoo On 17/06/2008

Al leer esto me ha entrado un cosquilleo en el estomago deseando que pase este año rapido, para que llegue el mismo dia de ayer y yo este aprobada!!!!

Enhorabuena a quien haya aprobado!!!!


Me gusta tu fotolog :D (pasaba por aqui)

Saludoss


Avatar ohmyfer

Ohmyfer On 17/06/2008

aqui uno qe entra en septiembre




cnp_esp

Favorite cnp_esp

unknown - 13/03
10 Photos
Madrid, Madrid, Spain




Tag - Tattoo
Loading ...